open

“Quien consiga poner a gente en Marte será la nación líder del siglo que viene”

6 octubre, 2017

Uno de los secretos que Pedro Duque (Madrid, 1963) confiesa a varios centenares de jóvenes que le observan con admiración es que se tardan ocho minutos y 36 segundos en llegar al espacio. Tras la presentación institucional de Esero, varios colegios de toda España conocen de primera mano la experiencia en órbita del primer astronauta español. Después, sentados a solas en una de las aulas de divulgación, comparte con nosotros los objetivos del proyecto educativo de la Agencia Espacial Europea (ESA) que inicia sus actividades en España. Además, hablamos de los vuelos espaciales, su experiencia como astronauta y sobre el desafío catalán. Y qué tal si, mientras entendemos lo que nos queda por conocer de nuestro universo, suena para la lista de reproducción Impasse Mag en Spotify, ‘Space Oddity’ de David Bowie…

Pedro Duque

ImpasseMag¿Qué es Esero?

Pedro Duque: La Oficina Europea de Recursos para la Educación sobre el Espacio es el principal proyecto educativo de la ESA (Agencia Espacial Europea). Está dirigido a escuelas de primaria y secundaria y su objetivo es mejorar el conocimiento, las aptitudes y las competencias de los alumnos en disciplinas de ciencia, tecnología, ingeniería o matemáticas. La colaboración ESA y Esero puede complementar la educación escolar con actividades específicas. El tema del espacio se utiliza como un contexto de inspiración y motivación para la enseñanza. Los profesores son los actores clave, porque son capaces de marcar la diferencia en la educación escolar de los alumnos.

IM: ¿Por qué es importante que España forme parte de esta red europea de conocimientos?

PD: La red Esero está formada por trece estados miembros de la ESA. España se ha sumado ahora. Estaba por decidir cuál era la sede, digamos la central de materiales educativos hacia los profesores. Además de la colaboración que hay desde hace muchos años con el Parque de las Ciencias de Granada, ellos hicieron la mejor propuesta de los proyectos que se presentaron. Es importante porque a través de un enfoque adaptado al sistema escolar, se utiliza el espacio como un contexto científico inspirador, comenzando desde primaria y a través de redes en todo el país y de toda Europa. La red Esero ha formado a 10.000 profesores y su programa educativo ha llegado a 300.000 escolares en Europa durante el último curso académico. Tener la central de España en Granada es un privilegio para los centros escolares. Tendrán los recursos más cerca y será más accesible su beneficio.

IM: Se ha comentado en la presentación de Esero pero concretando un poco más, ¿qué beneficios aporta el espacio a la sociedad?

PD: Es una de las áreas importantes, junto con la nanotecnología o la genética por ejemplo, dentro del ámbito de la investigación y desarrollo porque produce inventos e innovaciones que después son útiles en el resto de las industrias. Los beneficios son muchos. El primero es que hacemos ciencia que no podríamos hacer de otra manera. Conocemos el universo gracias a los datos que nos han proporcionado los satélites, y se hace de una forma más precisa que si estudiáramos mediante telescopios terrestres. Después, por otro lado, realizamos el estudio de nuestra nave espacial, esa en la que viajamos todos, la Tierra. Eso sólo se puede hacer en conjunto si se realiza desde fuera. Los satélites de observación del planeta, que por cierto, los programas europeos son punteros, y ese conocimiento, se producen gracias a la inversión en el desarrollo del conocimiento del espacio. Por ejemplo, los mapas, el conocimiento del cambio climático, el intercambio de gases, la evolución de la Tierra. Todo eso proviene en gran medida de la tecnología espacial. Las comunicaciones se han visto transformadas transformadas. Ahora mismo puede haber 500 satélites de comunicaciones operativos. Y eso ha cambiado la sociedad. Si alguien lo pasa mal en un punto determinado del planeta, la prensa, gracias a las comunicaciones globales, puede informar a todo el mundo de esa situación inmediatamente. Esto puede ayudar a las tareas de intervención de esa circunstancia. Pero además de todo esto, todas las innovaciones que se hicieron en su momento para ir a la Luna, o visitar otros planetas para sacar fotografías o estudiarlos, han incrementado la eficiencia de los procesos de otras empresas. La cámara del móvil que llevas es un invento de JPL (Jet Propulsion Laboratory) en California perteneciente a la NASA. La miniaturizacion de ordenadores comenzó en el programa Saturno para viajar a la Luna. Xerox consiguió en su momento un contrato de la NASA para inventar la fotocopiadora. Son cosas pequeñas que se suman a esa aportación.

“En Esero, utilizamos el espacio como un contexto científico inspirador”

Pedro Duque

IM: Ahora que estamos sentados en estas sillas, como si fuéramos compañeros de pupitre, dígame ¿cuál es el secreto para acercar el espacio como elemento atractivo a los alumnos?

PD: El secreto parte de ellos. El conocimiento del espacio atrae a los alumnos de forma natural. Utilizamos ese enganche para que ellos entiendan que hay una serie de bases del sistema educativo que es muy divertido estudiar y que te ayudan a entender el espacio. En lugar de estudiar la física de proyectiles en vacío estudiamos la física de cohetes. Es la misma explicación pero a los jóvenes les atrae más así. Utilizamos el valor de inspiración de los viajes al espacio para transmitir conocimientos que forman parte básico del sistema educativo.

IM: Es su experiencia en vuelos espaciales lo que también fascina a los alumnos que se sientan delante y escuchan sus charlas. ¿De qué les habla?

PD: De parte del trabajo se desarrolla en una estación espacial. Una de las áreas de investigación en el espacio es la ingravidez. El concepto se refiere a donde no se siente la gravedad. O es la única fuerza. Las consecuencias son que los líquidos flotan, las diferentes densidades no crean flujo o los mecanismos con masas funcionan diferente. También es importante estudiar el cuerpo humano en nuevas condiciones. De esta manera aprendes cosas nuevas, por ejemplo del sistema cardiovascular, o de los pulmones. Y por supuesto, la experimentación de futuros vuelos con vistas a exploración, o a bases lunares, por ejemplo.

IM: Esa exploración y esos vuelos que fomenta la Agencia Espacial Europea.

PD: La ESA es la puerta de Europa al espacio. Su misión es dar forma al desarrollo de la capacidad espacial de Europa y garantizar que la inversión en el espacio continúe proporcionando beneficios a los ciudadanos. El trabajo de la ESA es elaborar el programa espacial europeo y llevarlo a cabo. Los programas de la ESA están diseñados para conocer más sobre la Tierra, su entorno espacial inmediato, nuestro sistema solar y el universo, así como para desarrollar tecnologías y servicios basados ​​en satélites y para promover las industrias europeas.

“Lo más bonito del espacio son las primeras veces, como cuando vuelas en el cohete o algunas vistas de la Tierra. Lo más difícil la ingravidez”

Pedro Duque

IM: Seguro que los alumnos te preguntan por lo peor y lo mejor de viajar en el espacio.

PD: Hablo de mi experiencia. Por ejemplo, lo más bonito son las primeras veces, como la primera vez que vuelas en el cohete. Cuando ves la aurora boreal, u otras vistas diferentes de la Tierra. Son motivos que merecen la pena. También motiva realizar el trabajo previsto. O estar aquí con vosotros y motivar a la gente a que entiendan las cosas que les rodean. Si no las entiendes no te diviertes. Sin ciencia no entiendes el mundo.

IM: ¿Y lo más difícil de estar en órbita?

PD: Lo más difícil de estar en órbita es estar en ingravidez y hay que adaptarse. Desde el momento en el que nos lanzan en el cohete se tardan ocho minutos y 36 segundos en alcanzar el momento de ingravidez. La mente y el cuerpo tienen que adaptarse. Es lo más difícil pero hay que prepararse antes. Moverse es una cuestión difícil. No puedes impulsarte con los pies. Estás flotando y cuesta adaptarse. Pero con la preparación que llevas te cuesta un poco menos. Y cuando vuelves a tierra tienes que realizar el proceso inverso. También es difícil controlar el día y la noche, eso que llamamos el reloj biológico. Cuando no hay día o noche cuesta trabajo mantener el ciclo natural del cuerpo humano. Hay que trabajar pero también dormir. Hay que adaptarse con relojes y sistemas de  luces. Aunque a la semana cuesta más y a veces te ayudas de medicación para descansar.

“En el espacio todo está por conocer, ni siquiera se conocen las reglas básicas”

Pedro Duque

IM: Si pudiéramos asignar un número del 0 a 100 que describiese el conocimiento que tenemos del universo, ¿en qué momento estaríamos ahora?

PD: No llegaríamos ni a 0,01.

IM: Me sorprende.

PD: (Risas) Sí, sí. Ni siquiera se conocen las reglas básicas. Es por eso que debemos poner más instrumentos en órbita que estudien el universo. Necesitamos conocer las lagunas que existen sobre la materia oscura. Hay o no hay. Qué es. Etcétera. Luego, sabemos que hay trillones, o sea, un uno seguido de dieciocho ceros, de planetas. ¿Cuántos conocemos? Uno. En Marte ha habido una carretilla de control remoto que ha hecho once kilómetros. Pero Marte tiene la misma superficie seca que la Tierra. Si hubiéramos conocido sólo once kilómetros de la Tierra no podríamos decir que hemos explorado, claro. Todo está por hacer. En el espacio todo está por conocer y ese será el reto de las generaciones futuras.

IM: Y quien encabece esa investigación, esa exploración, ya sea una nación o una corporación, ¿dominará el mundo?

PD: Sí. Mira, ¿quién ha sido el líder de las décadas que sucedieron a la batalla y conquista de la Luna? Estados Unidos. Líder tecnológico. Todos comprábamos productos norteamericanos porque habían ido a la Luna. Generaciones enteras pagaban el doble por el mismo producto solamente porque era americano. Pero es que además era verdad, porque habían desarrollado tecnologías y se habían transferido a otras industrias, sabiendo aplicar la innovación y el querer ir más allá. La nación, o lo que sea, que consiga poner a gente en Marte, posiblemente, definirá quién será la nación líder del siglo que viene.

“El desafío catalán me parece un atraso muy grande, todo debería dirigirse hacia la integración”

Pedro Duque

IM: Explica Pedro Duque en su conferencia que después de viajar al espacio, la forma de afrontar los problemas cambian. Me gustaría plantear esa idea a una situación que vivimos en la actualidad en España. Se trata de Cataluña y el desafío independentista del gobierno de Carles Puigdemont. En un contexto como el de la investigación espacial en la que se aúnan esfuerzos dentro de un contexto de cooperación internacional, ¿cómo vive Pedro Duque el desafío catalán, donde una parte del país quiere ser independiente?

PD: Siempre digo que después de viajar al espacio los problemas se ven de otra manera porque acumulas experiencia y la mentalidad cambia. Trabajando en una organización internacional, con gente de muchos países, y con una gran cooperación europea, estoy bastante curado del tema del nacionalismo. Ni de mi pueblo, ni de España mismo. Me parece que es un atraso muy grande. En Europa, todo debería dirigirse hacia la integración. Nos sobran muchos estados soberanos, la verdad. Están ahí por la historia pero a veces son más un estorbo que una ayuda. Crear nuevos estados es una veleidad. Personalmente, siempre me ha fastidiado la gente que se salta las reglas. Todo esto me recuerda a cuando en el cole jugábamos al escondite y cuando pillabas a uno decía “casa” (Risas). A partir de ahora las reglas no valen para mí.

IM: Como no me gusta el juego me invento las reglas de mi propio juego, ¿no?

PD: Eso es. O los conductores que van conduciendo. Todos estamos parados y ellos se meten por el carril bus y encima ponen el intermitente a la izquierda y esperas que dialoguen. Ellos quieren que les dejes pasar. Me da rabia que la gente se salte las reglas.

IM: Y cómo se ve desde fuera. Sus compañeros le paran en los pasillos y le preguntan: “Oye Pedro, ¿qué ocurre en Cataluña?”. 

PD: No se entiende muy bien en otros países. En estos momentos, no hay tiempo de leer buena información. Muchos utilizan las redes sociales para consumir información, por ejemplo Twitter. Y ahí hay miles de cuentas que solamente expanden las mentiras. En este caso, es grave que no exista una estructura de prensa más prestigiosa como había antes. Tenemos un problema. La gente se informa por ahí y deberíamos volver al periodismo, si se pudiera.

Fotografías: Pedro Duque, Impasse Mag; Parque de las Ciencias.

No hay comentarios

Escribe un comentario

*Campos requeridos