open

“Sé que puedo conseguir una medalla olímpica y dar otro éxito al patinaje”

5 mayo, 2017

Seguro que Javier Fernández (Madrid, 1991) elegiría un tema de Huecco o Henry Méndez para nuestra lista Impasse Mag en Spotify. Junto a ellos, el bicampeón del Mundo y pentacampeón de Europa de patinaje artístico realiza una exhibición sobre hielo que tiene además carácter solidario. La charla con el patinador madrileño aborda, además, un análisis del último Mundial de Helsinki y cómo afronta la próxima temporada con el objetivo de conseguir medalla en los Juegos Olímpicos de PyeongChang 2018. El “héroe” del patinaje, siempre con una sonrisa, habla con optimismo del mayor reto de su carrera

Javier Fernández

Impasse Mag: Javier Fernández, Huecco y Henry Méndez juntos en un espectáculo que combina patinaje sobre hielo y música en directo. ¿Cómo surge la posibilidad de realizar esta combinación?

Javier Fernández: El proyecto nació en la playa de Mojácar (Almería) con el cantante, compositor y productor dominicano Henry Méndez. Hace unos meses se plasmó en un espectáculo llamado ‘Revolution on ice’ en el Palacio Vistalegre de Madrid, en el que también participaba Huecco.

IM: En esta ocasión, la exhibición llega a Granada y sirve como gala inaugural del Igloo Ice Arena, una nueva pista de hielo en la ciudad andaluza que que tiene también carácter solidario. Parte de los beneficios se destinan al trabajo de la Fundación Dame Vida. ¿Cómo es el espectáculo? ¿Qué te parecen que se apueste por instalaciones deportivas como esta.

JF: Queremos hacer algo divertido, para toda la familia. Además de mi participación patinando, hay música en vivo. Hay coreografías en grupo con la participación de equipos de patinaje o hockey de muchos niveles de la zona, en este caso de Granada. Estamos muy contentos de estar aquí y de trabajar en la nueva pista de hielo. Estamos orgullosos de que se apueste por este deporte. Promocionar esta pista es necesario para que el proyecto salga adelante y se promocione el patinaje sobre hielo y salgan nuevas promesas. Este tipo de eventos sirve para eso, para a conocer esta disciplina fuera de la competición.

“El mensaje más importante que se le puede dar a un niño que se acerca al patinaje es que disfrute”

Javier Fernández

IM: Con los equipos de patinaje, hockey, o en cualquier caso, con los niños que se acercan al patinaje sobre hielo en cualquiera de sus modalidades, y se están formando, ¿qué mensaje cree usted que debería aprender de un campeón del mundo?

JF: El mensaje más importante que se le puede dar a un niño que se acerca al patinaje es que disfrute del deporte. A veces nos centramos en el trabajo intenso y perdemos el gusto por lo que estamos haciendo. Esa pasión hace que queramos ir cada día a la pista y mejorar. Es muy importante no perder el cariño y la diversión. Está claro que hay que esforzarse para mejorar, pero el primer paso es pasárselo bien. De esta manera se puede ascender, y quién sabe, ser algún día campeón del mundo.

IM: Como patinador de élite, ¿ve en esa cantera española de jóvenes que se dedican al patinaje potencial suficiente para desarrollar una carrera internacional y representar a nuestro país en eventos mundiales?

JF: España siempre va a tener representación internacional en mundiales junior, europeos o mundiales absolutos. Tenemos un buen nivel de patinaje. Pero participar es una cosa y ganar es otra. Tenemos muchos patinadores compitiendo a nivel internacional pero conseguir los éxitos es más complicado. La diferencia entre quedar entre los treinta o veinte mejores a quedar entre los cinco mejores es muy grande. Pero la federación tiene un buen equipo y mejorando en instalaciones, que al final es lo que determina que haya más posibilidad de que aparezca un talento, tendremos un buen equipo para las competiciones internacionales.

“Si tengo unos buenos juegos olímpicos igual decido dejarlo”

Javier Fernández

IM: En el Campeonato del Mundo de Patinaje Artístico 2017 en Helsinki obtuvo un cuarto puesto. Después de haber conseguido el oro en Shanghái 2015 y Boston 2016 quizá haya sabido a poco. ¿Cómo analiza su participación y cómo puede determinar este hecho de cara a la próxima temporada?

JF: Es cierto que no tuve la mejor rutina posible. Reconozco que pudo afectarme el haber escuchado todas las marcas de los patinadores y lo bien que lo hacían. En esta competición no hemos podido conseguir ni el título ni la medalla pero puede ser algo positivo, o tenemos que intentar pensar que es algo positivo para la temporada que viene. Empecé bien pero no me había metido en el programa. Salí a la pista y no tenía exactamente claro lo que iba a hacer. Pero bueno, no ha acabado el mundo. Lo mismo llega la temporada que viene y no tengo tanta presión teniendo en mente los juegos. Y el campeón del Mundo sí la tiene porque ha ganado. No se sabe, pero tenemos que jugar más o menos en nuestra conveniencia.

IM: Ahora que acaba la temporada, ¿se puede desconectar totalmente de los patines? ¿Qué pretende abordar en estos meses antes de una temporada importante?

JF: La temporada ha concluido. Sigo patinando pero hasta mediados de agosto no volveré a Toronto para empezar los entrenamientos más específicos. Ahora empiezo una serie de exhibiciones por todo el mundo. De hecho, voy a estar un mes en Japón realizando varios espectáculos. Aquí también hay varias citas, como un campamento de verano, por ejemplo. En julio queremos montar la coreografía del programa largo porque ya tenemos lista la del programa corto. Y queremos hacerlo en España. Traeremos a mi coreógrafo desde Canadá e intentaremos acabar esa coreografía en julio. A partir de agosto, como digo, entrenamientos más específicos y más duros para empezar a competir a partir de octubre.

IM: Ya que surge el tema de las coreografías y sabiendo que su idea es cambiar absolutamente todo, no sé si existe la posibilidad de añadir esos nuevos sonidos con los que combina su patinaje en exhibiciones a lo programas que incluye en su repertorio.

JF: Las coreografías y las músicas las tendremos preparadas antes de agosto, y sólo tendremos que trabajar en los nuevos trajes. Cambiaremos los programas de competición y las músicas. Como dices, lo cambiaremos absolutamente todo. Es una temporada especial. Es una temporada olímpica y queremos visitar algún programa que ya hayamos hecho. No nos gusta repetir pero sí podemos hacer recordar a los aficionados. Por ejemplo, podemos buscar algún programa de hace cinco años y ofrecerlo a los aficionados con un rediseño mejorado con mejores elementos.

“Caro con el bádminton, Mireia con la natación o yo con el patinaje. Hay gente que conoce un deporte después del éxito de un deportista”

Javier Fernández

IM: En mente y como objetivo número uno supongo que 2018 tiene un nombre propio: Juegos Olímpicos de Pyeongchang. ¿Cómo se afronta este objetivo?

JF: La planificación irá encaminada a la preparación de la competición que se celebrará en PyeongChang (Corea del Sur). Afronto los juegos con muchas ganas. Va a ser un el punto de la i en mi carrera deportiva. Esperemos que vaya bien. Es una competición complicada, con mucha tensión y mucha expectación. Si sale bien puede cambiar mucho mi carrera y dar otro salto de éxito en el deporte español y el patinaje artístico. Voy a trabajar para estar en el podio y si se consigue, perfecto. Si no, no pasará nada. Pero sé que puedo conseguir una medalla olímpica.

IM: ¿Ese punto en su carrera se refiere a una retirada tras los juegos olímpicos? Ya he leído que está analizando esa posibilidad.

JF: Hay que analizarlo sí. Llevo veinte campeonatos internacionales entre europeos y mundiales. En la élite en los últimos años. En este deporte con 27 años eres el más veterano. Yo ahora mismo tengo 26 y junto a otros dos patinadores que tienen un año más, somos los más mayores de este deporte. Cada deporte tiene su ciclo. En el patinaje sucede como en la gimnasia. Si tengo unos buenos juegos olímpicos igual decido dejarlo. O a lo mejor no. Quizá alargaría hasta el siguiente mundial o europeo. No lo sé todavía. Después de los juegos tendré que pensar si me retiro o continúo.

“No sé cómo va la economía, pero no entiendo cómo han bajado tanto los presupuestos en un año olímpico”

Javier Fernández

IM: Javier Fernández en patinaje, Carolina Marín en bádminton, Mireia Belmonte en natación, etc. Son varios deportistas que han enarbolado con sus éxitos y reconocimiento internacional la bandera de deportes que en nuestro país no son tan mediáticos y desde luego no son deportes de masas. Ustedes han abierto al gran público otros deportes. En este caso, el patinaje.

JF: Sí. Yo siempre lo digo, soy honesto. Los medios nos ayudáis también muchísimo. A Caro con el bádminton, a Mireia con la natación o a mí con el patinaje. Hay gente que conoce un deporte después de un éxito de un deportista. En España tenemos una tradición de fútbol muy extendida. Pero quién conocía el tenis antes de nuestro primer campeón. Y a partir de ahí, el tenis crecería, no sé cuánto, pero eso nos pasa a nosotros. Vemos más crecimiento en nuestros deportes pero necesitamos tiempo. Hay más información y conocimiento sobre esos deportes. Quizá cuando yo acabe mi carrera deportiva aparece otro patinador que alarga el éxito y mantiene el patinaje en auge.

IM: A colación de ese reconocimiento, en este caso institucional, recientemente recibía a Medalla de Oro de la Comunidad de Madrid de manos de Cristina Cifuentes, dentro de los actos de celebración del ‘2 de Mayo’. La presidenta equiparaba a Javier Fernández a un “héroe” y recalcaba eso que le comentaba anteriormente, haber conseguido que un deporte minoritario como el patinaje sea ahora seguido por miles de españoles.

JF: La distinción es un motivo más para continuar yendo cada día a los entrenamientos. Quiero seguir esforzándome para seguir apoyando el deporte.

IM: No sé si sabía que España es el tercer país del mundo donde más interesa el deporte paralímpico, con un 24 % de seguidores, situada por detrás de Colombia, que encabeza el ranking con un 27 %, y Gran Bretaña, donde es seguido por el 26 %, mientras que en el nivel de conocimiento de dichos deportes España se sitúa en segunda posición, solo por detrás de Japón. Pero sucede un hecho llamativo. Aumentan las subvenciones a las federaciones deportivas y al Comité Olímpico (COE) y se produce un recorte de casi el 70 % al deporte adaptado, a pesar de, por ejemplo los éxitos conseguidos en los Juegos Olímpicos de Brasil. Precisamente, el abanderado paralímpico, José Manuel Ruiz, se mostraba triste y decepcionado con esta circunstancia. ¿A usted qué le parece?

JF: Yo no sé cómo está la situación de crisis, no sé cómo va la economía, pero no entiendo cómo han bajado tanto los presupuestos en un año olímpico. Han bajado mucho. No es lo ideal. Igual a deportistas de élite no les afecta tanto porque tienen más ingresos. Pero otros deportistas que no tengan tantos beneficios y que, por ejemplo, se encuentren fuera, ahí ya se origina un problema muy gordo. Tenemos gente en el mundo del hielo que se encuentran fuera de España. Por ejemplo, Ander (Mirambell) también está fuera. Si entrenas en España, igual es un problema menor. Pero si estás fuera y tienes que asumir muchos gastos, y te rebajan tanto, tienes que buscarte la vida de otra manera para luchar y poder competir para disputar unos juegos olímpicos. Es lo que nos dan y tenemos que luchar con ello.

Fotografías: Destacada: David W. Cerny, Reuters; Cabecera: Impasse Mag; Javier Fernández oficial.

No hay comentarios

Comments are closed.