open

“Los valores que te enseña el deporte no te los enseña una carrera o un trabajo”

16 abril, 2015

Para charlar con la esquiadora Carolina Ruiz (Osorno-Chile, 1981) no hay lugar mejor que Granada, la ciudad nazarí que la vio crecer. Nubes negras y contrastes nos reciben, y en la terraza del restaurante giratorio Panoramic 360 no dimos cuenta que mirar ese día Sierra Nevada se antojaba un imposible. Nada mejor que la enorme sonrisa de una campeona para llamar a algunos rayos de sol y devolvernos las ganas de conocer de cerca a la mejor esquiadora española de velocidad de todos los tiempos

Carolina Ruiz Cabecera

Impasse Mag: Carolina Ruiz nació en Chile, pero todos le consideramos granadina. Entiendo que usted se siente también así, aunque parte de su familia sea chilena.

Carolina Ruiz: Totalmente. Sí, tengo que decir que nací en Chile pero nunca he vivido allí. Estuve el primer mes de vida y luego me vine para España. Me siento española y granadina pero tengo toda la familia por parte de madre en Chile. Todos los veranos entrenaba en Sudamérica así que he tenido la oportunidad de visitarles y nunca he perdido el contacto con mi familia chilena.

IM: Empezó en el esquí desde muy pequeña. Cuenta en su página oficial que se puso los esquís por primera vez con cuatro años, y a partir de ahí a competir. ¿Cómo es vivir la infancia siendo un deportista compitiendo en la elite?

CR: Cuando eres pequeña no te das cuenta que estás compitiendo. Lo haces como una diversión, como un juego. Después del colegio me iba a esquiar y lo hacían todos los niños. Era lo que todos conocíamos. Con ello empiezas a creer y empieza a haber carreras de clubes regionales. No recuerdo que fuera algo serio. Sólo que me gustaba y que lo hacíamos todos los niños del cole. Poco a poco se fue haciendo más serio pero a partir de los doce años.

IM: ¿Cómo se compagina la vida de entrenamientos y la competición con la vida personal?

CR: Tu vida se basa en entrenar, es como un trabajo. Tienes una programación que tienes que cumplir y por suerte me gustaba y era mi pasión. No me ha costado. Todos los sacrificios han sido una lección. Está claro que la élite tiene momentos difíciles en los que te planteas todo pero en general siempre he tenido un programa de vida que había elegido, aunque fuera distinto a lo que eligen los otros niños.

«Internet y las redes sociales hacen más sencillo transmitir cómo es el esquí»

Carolina redes

IM: Usted es la única española que ha ganado un descenso de la Copa del Mundo (el de Meribel, en Francia). ¿Se sintió valorada por este logro? Y por otro lado, ¿considera que al esquí se le da suficiente importancia?

CR: Me sentí valorada porque creo que fue un logro histórico. Cuando lo haces no eres consciente hasta que lees la prensa y la gente te recuerda que has hecho historia. Sí tuvo una gran repercusión. En cuanto a lo que es el esquí, siempre decimos que son deportes minoritarios. Siempre nos “quejamos” que a estos deportes se le podría dar un poco más a conocer y nos ayudaría a tener más apoyo. Es así y no se puede cambiar de un día para otro. Hoy en día es más sencillo con internet y las redes sociales porque es más sencillo transmitir cómo es esto. Contarlo da más valor a lo que uno hace.

IM: ¿Ha podido vivir del esquí?

CR: Si estás entre las veinte mejores del mundo vives como si tuvieras un trabajo.

IM: Eso ya es algo complicado.

CR: Sí. Si estás fuera de ese grupo pero estás entre las cincuenta mejores tienes normalmente becas o ayudas que compensan algún gasto concreto pero no te permiten tener una independencia o, por ejemplo comprarte un piso, cosas así. Todo depende de los resultados.

IM: ¿Por qué se retira ahora que ha tenido sus mejores actuaciones estos últimos años?

CR: Van pasando los años. Empiezo a ser una de las más veteranas del circuito y hay un momento en el que vas teniendo otras motivaciones. Creo que he tenido la suerte de poder elegir. Estaba en forma y obteniendo buenos resultados pero no quería llegar a un estado extremo de fatiga, estar mal. Estoy contenta de mi decisión y motivada con la vida que me espera.

«Naturaleza y deporte son dos aspectos fundamentales para los niños»

Carolina descenso

IM: Otra vida que tiene tantos hilos como son el familiar, el laboral, etc. ¿Cómo se afronta?

CR: Es un gran cambio. Mi día a día va a cambiar totalmente. Voy a estar más en casa porque voy a viajar menos. Buscar un empleo como otro cualquiera. Eso sí, atado y ligado a la nieve porque es lo que más me gusta. Con mi experiencia creo que es donde más partido puedo sacar. Y también voy a tener más tiempo para estar con mi familia y con mi marido. Será todo distinto, podré elegir mis planes.

IM: Su marido (el italiano Andrea Vianello) también se mueve en el entorno competitivo…

CR: Sí, mi marido es skyman. Es técnico de esquís. Imagina los mecánicos de coches que se ocupan de las piezas, pues un técnico se dedica al material y para nosotros es de vital importancia porque sin ellos no se puede entrenar ni competir. Está trabajando para Stöckli, una fábrica suiza de esquís, y hasta este año estaba de técnico de la esquiadora eslovena Tina Maze, así que hemos coincidido mucho en el circuito.

IM: Se lo quería comentar porque el deporte de élite tiene mucho que ver con usted y su marido. Miremos al futuro y pensemos en sus hijos, ¿considera que sería oportuno introducirles en ese entorno a una edad muy temprana, como pasó con usted? O quizá, no sé, encaminarse hacia un camino más convencional, como el resto de niños.

CR: La verdad es que para mí ha sido un acierto haberme dedicado al deporte. Desde niño es muy importante tener la oportunidad de hacer muchas cosas: si es deporte, pues natación, esquí, lo que cada uno pueda, no sé. Pero para el crecimiento de los más pequeños creo que es muy importante. También otras tareas como, por ejemplo, la música, aprender a tocar un instrumento. Y la educación en general. Yo crecí en un pueblo, porque Sierra Nevada era en aquel momento un pequeño pueblo, y nosotros éramos, como digo yo, unas cabras montesas (risas). Siempre he pensado que cuando tenga un niño me gustaría que creciese en un entorno natural que una ciudad no tiene. Luego ya habrá tiempo de entrar en otros ámbitos, pero me parecen fundamentales para los niños esos dos aspectos: naturaleza y deporte.

IM: En su caso, he sabido que es muy aficionada a la fotografía, tiene un blog incluso (`El mundo desde mis ojos´) ¿Cómo se inicia esta afición? ¿Ha tenido recorrido de manera más profesional?

CR: La afición empieza con mi padre. Siempre ha tenido una cámara réflex y hace algunos años llegó a tener un laboratorio de fotografía con unos amigos. Por su pasión me enseño un poco, me gustó y la oportunidad de viajar tanto y conocer sitios tan bonitos te genera un hábito. Adquirí una réflex digital y le sacaba mucho partido. Viajes por el esquí o de vacaciones me han permitido fotografiar muchos lugares que merecían la pena.

«En nuestro país hay niños que esquían pero existen dificultades para que la nieve se convierta en una profesión»

Carolina nieve

IM: Ya que ha surgido antes el nombre de Tina Maze, recordemos que ella siempre ha dicho que tiene muy buena relación con usted. ¿Qué tal es el trato con ella? ¿Alguna anécdota curiosa?

CR: Es la número uno en los últimos años. Doble campeona olímpica, no sé cuántas medallas en campeonatos del mundo. Tiene un palmarés envidiable. La conozco en el ámbito personal pero somos contrincantes. Nos hemos encontrado en muchísimas carreras. Tiene un carácter distinto al nuestro, como sucede con los países del este, y tiene percepciones diferentes a las nuestras. Pero es encantadora y muy profesional. Hemos pasado momentos muy divertidos fuera de la competición. La considero una amiga.

IM: ¿El mejor recuerdo de tu carrera?

CR: Mi gran momento fue Meribel. Fue el premio a una vida que dedicas a ello. Un sueño que no consigue todo el mundo. Recuerdo además que fue una carrera bonita en todos los sentidos. Había mucho público, la pista estaba excelente y las condiciones meteorológicas acompañaban. Gané en Francia, con una francesa en el podio y, además, yo estaba colaborando con el esquipo de Francia. Fue una doble victoria. Lo recuerdo como algo magnífico. Luego tienes otros recuerdos, como los primeros juegos olímpicos y la ceremonia de apertura, que se te queda grabada porque fue muy bonita. Hay muchos momentos bonitos. No ya por los resultados, sino por los lugares que conoces, la gente, etc.

IM: María José Rienda y usted surgen en Sierra Nevada. ¿Cree que es la mejor estación de nuestro país? ¿Qué la hace única?

CR: Creo que Sierra Nevada es especial, efectivamente. Hay otras estaciones también así pero las facilidades que nos dieron en un momento dado de estudiar por las mañanas y esquiar por las tardes ya no se dan tan fácil. Sierra Nevada ha sido también el grupo humano que crecimos y entrenamos juntos, teníamos cierta libertad y eso ha propiciado que saliéramos más de un campeón. Hay estaciones que han aprendido de Sierra Nevada y seguro que surgen campeones de otras zonas. No sabría decirte más.

IM: Pero en España no hay una cantera de esquiadores, ¿por qué cree que puede suceder?

CR: No hay cantera de esquiadores a nivel de competición. En nuestro país hay niños que esquían y se inician en la competición pero existen dificultades para que se convierta en una profesión. Hay dificultades geográficas porque desplazarse a Centroeuropa, que es donde se realizan la mayoría de circuitos, requiere desplazamientos y necesita cierto nivel económico. Además, existe la condición de poder compaginarlo con otras cosas. A los doce años tuve la oportunidad, gracias a un convenio entre el colegio y la federación, de estudiar y esquiar pero a partir de los quince tuve que priorizar. Tienes que elegir entre esquiar y estudiar y eso le pasa a la mayoría en España. Si no eres de los que destacas o te lo puedes permitir, hay más matices que te hacen decidirte por los estudios para poder formarte. El otro camino es un riesgo porque nunca sabes si vas a llegar o no. Mucha gente puede verlo como una pérdida de tiempo pero yo no lo veo así. Apoyo totalmente a los niños que quieren esquiar, si tienen la posibilidad. Los valores que te enseña el deporte no te los enseña una carrera o un trabajo.

IM: ¿Es el esquí un deporte para ricos?

CR: Sí. Es un deporte caro porque requiere un desplazamiento a las estaciones de esquí, necesitas material, mucho y bastante caro, y luego necesitas un forfait para poder disfrutar de las instalaciones e infraestructuras. No es lo mismo eso que comprar un chándal y unas zapatillas y salir a correr desde la puerta de tu casa. No es para cualquiera, pero pasa en todos los países.

«Para esquiar es necesario cierto nivel de instalaciones y los usuarios tienen que ser realistas y saber que eso es caro»

Carolina escalera

IM: Los aficionados se quejan de que el precio de ese forfait en España es muy elevado. ¿Cree que eso puede desanimar su práctica? ¿Cómo se puede mejorar el acceso de los usuarios a las estaciones y, al fin y al cabo, al deporte?

CR: Yo creo que es un compromiso complicado. Los usuarios tienen que ser realistas y saber que para disfrutar de este deporte es necesario cierto nivel de instalaciones. Eso es carísimo. Remontes, telesillas, telecabinas, no son cosas baratas. El acceso a las estaciones se intenta mejorar también haciendo mejores carreteras, aparcamientos. Estamos accediendo a una montaña y debemos saber que no vamos a llegar por autopista. Es una realidad. Lo haces al aire libre y en un entorno saludable.

IM: Y a nivel de deportistas, centrándonos en su disciplina, ¿considera que disponen de buenas instalaciones en nuestro país?

CR: Creo que se ha avanzado mucho. No nos podemos quejar ahora mismo. Hay pocas estaciones que tienen pistas adecuadas para ciertas disciplinas, por ejemplo el descenso, que necesita una homologación. Pero tenemos cosas y se trabaja para aumentar el sistema. En cuanto a otras instalaciones, como pueden ser telecabinas, no nos podemos quejar. Es como todo, compara con Austria, que tiene una estación de esquí en cada pueblo y cada cuatro casas hay un remonte, pero bueno, dentro de lo que cabe, aquí lo intentamos hacer bien.

IM: En Granada hay otro foco para los deportistas, además también en Sierra Nevada. Se trata del Centro de Alto Rendimiento. ¿Qué le parece esta instalación? ¿Sirve para la promoción deportiva y de la marca Granada?

CR: Yo he vivido la construcción del centro porque vivía en el edificio al lado. Considero una suerte tenerlo en Granada. La peculiaridad es la altura. Los deportistas de todas las disciplinas, tanto ciclistas, nadadores o atletas, lo utilizan. No es lo mismo entrenar en altura que a nivel del mar. Es algo que se busca mucho. Las instalaciones son alucinantes. En España hay tres: Madrid, Barcelona y Granada. Es una suerte tenerlo aquí. Para alguien que no compite profesionalmente quizá no sea útil, pero es muy positivo. Y más para los deportistas granadinos que podemos usarlo.

IM: ¿Carolina Ruiz practica otros deportes de nieve? Por ejemplo snow.

CR: Cuando era pequeña lo probé alguna vez y me gustaba. El problema es que cuando compites no puedes hacer deportes que puedan producir una lesión.

IM: Supongo que la nieve nunca se deja atrás.

CR: Jamás. Para mí es un medio de vida. No competiré pero seguiré como aficionada o a nivel laboral en este deporte.

1 comentario

Great abril 18th, 2015

Enhorabuena por la entrevista. Inmejorable la forma de iniciar esta sección. Muchísima suerte a Carolina en esta nueva etapa.